Rafael Santa Cruz, cultor y defensor de la cultura afroperuana

El Ministerio de Cultura lamenta profundamente el fallecimiento de este destacado artista, investigador y docente, que fue reconocido como Personalidad Meritoria de la Cultura en 2012.

Rafael Santa Cruz, reconocido actor, músico, investigador y docente, dejó de existir la madrugada del lunes 4 de agosto, como consecuencia de un inesperado ataque cardiaco. Tenía 53 años de edad. El Ministerio de Cultura lamenta profundamente la prematura partida de uno de los mayores cultores y defensores de la cultura afroperuana, y especialmente de su música y el cajón peruano.

Miembro de una ilustre familia cultora de las diversas expresiones de la cultura afroperuana, Rafael destacó como músico junto con su hermano, Octavio. Ambos formaron el conjunto Los Hermanos Santa Cruz y sacaron producciones discográficas como Eribo Maka Maka (1991);  Sin Límites (1992);  Afroperú (1995) y Hermanos Santa Cruz Grandes Éxitos (2000).

Asimismo, desde el año 2008 impulsó el Festival Internacional del  Cajón Peruano. En el 2009, fue el promotor de la  Cajoneada más grande del mundo, logro que fue reconocido en el libro de Récords Guinness. En el año 2012 superó su propio récord, con más de 1.400 ejecutantes de cajón.

Como actor participó en diversas telenovelas, obras de teatro y largometrajes. Asimismo, participó como coproductor y musicalizador del video documental El Quinto Suyo, en el año 2002; y como  codirector y presentador del video documental Son de los Diablos, en el 2004. Como investigador, realizó un importante trabajo acerca del cajón afroperuano y su influencia en diferentes géneros musicales en el Perú y en el exterior, que dio como resultado el libro y CD “El Cajón Afroperuano”, editado en el 2004.

Por su gran labor y contribución a la música afroperuana, Rafael Santa Cruz fue reconocido en el año 2008 con el Diploma de Honor en Reconocimiento por su Colaboración y Aporte al Pueblo Afroperuano por el Consejo de la Medalla de Honor del Congreso de la República del Perú; y en el año 2012 como Personalidad Meritoria de la Cultura por el Ministerio de Cultura.

El Perú acaba de perder una de sus voces más destacadas en la defensa y promoción de su rica herencia afroperuana. Que descanse en paz.